Sacerdote acusado de abuso sexual se suicidó en Chile

Un sacerdote chileno investigado por abusos a menores y que había presentado su renuncia al papa Francisco fue encontrado muerto en su hogar en el sur de Chile y la policía baraja el suicidio como la causa de su muerte.

El padre Francisco Núñez Calisto estaba siendo investigado por presuntos abusos a menores, confirmó la policía chilena el sábado y publicó en su página web el arzobispado de Puerto Montt, (más de 1.000 kilómetros al sur de Santiago, al que pertenecía la pequeña ciudad de Calbuco donde Núñez Calisto había ejercido como sacerdote.

El párroco apareció muerto en su casa el viernes por la noche, en una población de Puerto Montt, tras de que sus familiares acudieran al lugar al no saber nada de él ni responder a sus llamados desde hace varios días.

Una vez desarrolladas todas las diligencias de rigor y el trabajo investigativo “se puede establecer que no existe intervención de terceros en la muerte de este señor, quien presenta lesiones cortantes que dicen relación con una muerte autoinferida, específicamente un suicidio con la utilización de un arma cortante”, dijo el comisario Franco Cárdenas, de la Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones de Puerto Montt.

Las autoridades afirmaron que se espera a la realización de una autopsia por parte del Servicio Médico Legal para confirmar esta versión.

“A fines del año pasado, recibí a dos personas que me entregaron y firmaron ante mí una carta con antecedentes que daban cuenta de actitudes impropias para la vida sacerdotal en que habría caído, en relación con jóvenes, el P. Francisco Núñez Calisto, en ese entonces párroco de la parroquia de Calbuco”, dijo en un comunicado Cristián Caro, Arzobispo Emérito de Puerto Montt el pasado 16 de junio, informando que el párroco solicitó la dimisión del ministerio sacerdotal.

Caro fue uno de los arzobispos cuya renuncia fue aceptada por el papa Francisco el 11 de junio pasado.

En Chile la Iglesia Católica vive la peor crisis de su historia asediada por el impacto de centenares de casos de abusos sexuales a menores por parte de sacerdotes y personas vinculadas a la Iglesia que son investigados por el Vaticano, y también por la fiscalía y que han terminado con la renuncia de varios de sus obispos.

Fuente: EFE

POSTS POPULARES