22.7 C
Guayaquil
domingo, enero 24, 2021

“Discapacidad” el tema que se convierte en reto para el sistema educativo en Ecuador

Puede interesarte

Fármaco contra la gota reduce la mortalidad del COVID-19, según estudios

Investigadores canadienses dijeron que un medicamento utilizado tradicionalmente contra la gota ha demostrado su eficacia para tratar a enfermos de la covid-19 al reducir...

Ecuador suma más de mil contagios en un día y acumula 238.232 casos de COVID-19

Ecuador sumó 1.074 contagios en el último día y acumuló 238.232 casos de la covid-19, desde que empezó a registrar la pandemia en el...

Mascarillas de tela continúan siendo eficaces contra el COVID-19

Las mascarillas de tela siguen siendo eficaces, incluso contra las nuevas variantes del coronavirus, porque el modo de transmisión es el mismo, afirmó este...

Funcionaria del IESS destituida por participar del proceso de vacunación sin autorización

El presidente del Consejo Directivo del IESS, Jorge Wated, informó la remoción de la responsable de comunicación del hospital Carlos Andrade Marín, Karina Añazco....

La conmemoración mañana del día internacional de las personas con discapacidad encontrará a Ecuador ante el reto de reforzar los temas de educación en ese ámbito y de avanzar en las reformas a la ley de discapacidad.

«Nuestra sociedad no está educada en este ámbito», dijo a Efe la subsecretaria de Gestión Territorial de la Secretaría Técnica del Plan Toda una Vida, María José Rivas, quien considera que todos los sectores se deben involucrar en la educación sobre la discapacidad.

Ello «porque con pandemia o sin pandemia, mucha gente tiene temor de las discapacidades, sea esta cuál sea. No saben cómo abordar, cómo preguntar», comentó al tiempo de criticar que, incluso en los medios de comunicación, aún se escuchan térmicos como «discapacitado, minusválido o retrasado mental».

«Es clave, primordial, que, como parte de cualquier gestión o intención de mejoras, de acceso universal, de infraestructura, se cambie la actitud de atención, servicio y convivencia», añadió al considerar que el país ha avanzado en procesos para atender a las personas con discapacidad, pero debe fortalecerlos.

Entre esos avances figuran acciones sobre educación, pero recalca que «no cabe posibilidad alguna de que se construya normativa o política sin la participación de la sociedad civil».

Consciente de ello, la arquitecta ecuatoriana especializada en accesibilidad Sandra Esparza desarrolla diversos ejercicios de sensibilización con autoridades, a fin de que vivan en carne propia la realidad que afrontan día a día ciudadanos con discapacidad, en una ciudad con infraestructuras ajenas a sus necesidades.

El más reciente ejercicio lo protagonizó el pasado miércoles el defensor del Pueblo, Freddy Carrión, quien al utilizar una silla de ruedas para constatar la situación de las personas con discapacidad, sintió frustración, miedo e inseguridad por la falta de accesibilidad, relató Esparza.

Para Carrión, en torno a la discapacidad hay discriminación, invisibilización y exclusión, por lo que una de las mejores formas para exigir que se garanticen y respeten derechos es entendiendo sus realidades, «siendo empáticos».

MUCHAS DIFICULTADES

Carrión dijo a Efe que la conmemoración de mañana encontrará a Ecuador «con muchas dificultades» y con un Gobierno para el que «el tema de las personas con discapacidad no es una prioridad ni una política de Estado».

Pero según el Gobierno, la misión «Las Manuelas» es una política pública orientada a garantizar la atención integral de las personas con discapacidad en situación de pobreza y extrema pobreza, y a sus grupos familiares para fomentar la autonomía y su plena participación en la sociedad.

Desde 2017 hasta el pasado 31 de octubre el Gobierno identificó y atendió de manera integral a 307.296 personas con discapacidad o presunción de discapacidad en pobreza o pobreza extrema.

Carrión opinó que la misión «Las Manuelas» es una política «asistencialista» y subrayó que política pública es la implementación de medidas y mecanismos que tiendan a generar procesos de inclusión social.

LA PANDEMIA EMPEORÓ TODO

«La situación de las personas con discapacidad, y de personas en general, es peor de lo que estábamos antes de la pandemia», comentó.

Y sostuvo que la pandemia permitió «desnudar un profundo sistema inequitativo de desigualdad social, en donde la mayor carga de la crisis la han tenido las personas de escasos recursos económicos y, dentro de ellas, las personas que tienen una doble vulnerabilidad».

Con una discapacidad visual del 76 %, María Fernanda San Andrés comentó a Efe que la conmemoración del 3 de diciembre encontrará «en pésimas condiciones» a muchas personas con discapacidad que están sin trabajo y porque «los bonos (estatales) no llegan necesariamente a las personas que más necesitan».

San Andrés reclama una mejor legislación en torno a la discapacidad, un tema que preocupa al legislador Raúl Tello, que hace un año presentó un proyecto de reformas a la Ley de Discapacidad, que aún no ve la luz, según dijo a Efe.

Para Esparza, la accesibilidad es transversal y la Ley Orgánica de Discapacidades «debe ser reformada para que todos los sectores presten servicios integrales» y, así mismo, opina se debe involucrar a todos en la educación en torno a la discapacidad.

Todo debe empezar en los hogares, seguir en la escuela enseñando a los niños a tratar a las personas con discapacidad, pero para ello, se debe educar primero a los maestros, comentó a Efe al añadir que el tema debe ser prioridad también en las universidades. EFE

- Advertisement -
- Advertisement -