30.2 C
Guayaquil
miércoles, mayo 12, 2021

Francia cierra 22 escuelas por coronavirus luego de cuatro días de iniciarse las clases

Puede interesarte

Hombre de 53 años asesinado en el centro sur de Guayaquil

Un hombre de 53 años fue asesinado la mañana de este miércoles en las calles Portete y Pío Montúfar, en el centro sur de...

Casi 1.500 personas podrían ser sancionados de 1 a 3 años de prisión por incumplir toque de queda

En los informes entregados por la Policía Nacional se reporta que aproximadamente 1.500 personas han sido detenidas, por incumplir el toque de queda en...

Transporte pesado suspendió operaciones por falta de recursos económicos en Quito

La Federación Nacional de Transporte Pesado del Ecuador, a través de un comunicado publicado en redes sociales, informa que este miércoles 12 de mayo...

Gobierno iniciará procesos legales contra quien cierre vías en el país

El ministro de Gobierno, Gabriel Martínez, anunció que como Gobierno Nacional se respeta el derecho a la protesta pacífica y que siempre estarán abiertos...

Francia cerró 22 de sus 62.000 escuelas desde el comienzo de las clases presenciales esta semana por casos de coronavirus.

De los centros afectados, 10 estaban en la isla de Reunión, en el Océano Índico, donde el acceso a la atención sanitaria es más precario que en territorio continental francés y el número de pacientes de covid-19 ingresados en hospitales se ha disparado en las últimas semanas.

En total, los colegios franceses han reportado alrededor de 250 presuntos casos de coronavirus al día desde que se reanudaron las clases el martes, dijo el ministro de Educación, Jean Blanquer, a la emisora de radio Europe-1.

No todos esos casos fueron positivos, pero una vez que se informa de una sospecha, las escuelas deben seguir un amplio protocolo gubernamental que puede incluir desde mandar a toda un aula a casa para seguir con clases por internet, al cierre del colegio.

La cifra de interrupciones sigue siendo relativamente baja con respecto al número de escuelas en el país, agregó Blanquer.

El gobierno francés, como muchos otros en Europa, ordenó la vuelta a las clases presenciales en todos sus centros educativos esta semana para atajar las desigualdades agravadas por las cuarentenas, y para que los padres regresen al trabajo y reactiven la economía.

Francia registró más de 7.000 nuevos contagios el jueves, el peor dato diario en el continente y un notable incremento desde los pocos cientos que reportaba en mayo y junio, en parte gracias al aumento de las pruebas de detección. Más de 30.700 personas murieron a causa del virus en el país. AFP

- Advertisement -
- Advertisement -