No hay peligro de burbuja tecnológica

Tan solo una nota de Goldman Sachs que el viernes advertía de la baja volatilidad que viven las tecnológicas propició la caída del Nasdaq un 2%, acabando con su racha de ganancias diarias más prolongada desde 1992. Tenía que suceder, la bonanza que viven los mercados es todavía más acentuada en el mundo de las compañías tecnológicas. Durante estas últimas semanas Amazon  ha superado por primera vez los 1.000 dólars por acción y Alphabet (la matriz de Google), también. Las llamadas Faang – Facebook, Amazon, Apple, Netflix y Google copan las capitalizaciones bursátiles mundiales, excepto Netflix.

Más datos demuestran este auge: las tecnológicas copan casi el 25% del valor del S&P 500, una situación que no se repetía desde hace 16 años en este índice bursátil norteamericano que recoge las 500 fimas mejor valoradas en EE.UU. Este año, estas empresas han crecido un 17% por término medio. Y eso que no se incluye Amazon en este grupo sino en el de consumo.

Jesus Sánchez Quiñones; director general de Renta 4, explica “que se está produciendo un boom de estas empresas porque se piensa que tendrán unos beneficios futuros que dudosamente se presentarán”. ¿Entonces, las expectativas que hay sobre estas empresas son tan excesivas como para hablar de una burbuja como la puntocom de los 90?

Quiñones cree que no. “Antes mucha de las firmas que multiplicaron su valor muy por encima de sus capacidades nunca tuvieron un dólar de beneficios”. Ahora en cambio

  1. El mercado está concentrado en cinco empresas y todo apunta a que seguirá así. 
  2. Ahora el mercado es más maduro 
  3. Sector concentrado en empresas hegemónicas
  4. Existen miles de millones de usuarios. 
  5. Ingresos elevados a consecuencia del crecimiento exponencial.
  6. la burbuja no presenta síntomas de estallar, tal como sucedió con las puntocom
  7. Aunque los mercados son impredecibles 

UHEc

 

 

 

POSTS POPULARES